La sombra de House es alargada

historias-tvFinalizada “House” en mayo de 2012, parecía que poco más se podía decir en medicina, al menos en una serie de televisión. “Anatomía de Grey” ha aguantado el envite y sigue vivita y coleando en su novena temporada, como siguen en activo otras series con cierto tirón como la británica “Doc Martin” (2004-) o la incombustible “Hospital General” (1963-). En el caso de España, tras el cierre del triunfal “Hospital Central”  de Tele 5, “Pulseras rojas” y “Frágiles” anuncian una segunda temporada, con nuevas historias de sus jóvenes pacientes y de su particular fisioterapeuta.

No obstante, y ante lo que parecía un final de época, los guionistas, directores y productores no se han dado por vencidos y han intentado emular a sus mayores, estirando el filón de oro en que se han convertido algunas de las series de televisión protagonizadas por médicos. Así, en el otoño de 2012 nos ofrecieron una batería de nuevos productos, con desigual fortuna y resultados, salvándose casi únicamente de la quema la excelentemente ambientada e interpretada serie británica de la BBC “Llama a la comadrona” y el grupo de médicos de “Monday Mornings“.

donoharmPor un lado, lo ha intentado, recordando al fantástico y al terror, “Do No Harm”, de la NBC, con su reactualización del mito del doctor Jekyll y míster Hyde. El médico Jason Cole se transforma todas las tardes, y durante al menos doce horas, en su otro yo, el seductor y antitético a la par que malvado Ian Price. Durante un tiempo y mediante calmantes, Cole ha conseguido anular esta negativa personalidad, pero Price se ha hecho inmune a las drogas y promete arruinar la vida y la carrera del médico. Apenas emitidos dos capítulos, fue cancelada por sus responsables. Dura competencia la de un mito como Jekyll y Hyde.

Emily_OwensIgual futuro le ha sobrevenido a “Emily Owens, M.D.”, que ha aguantado un poco más el tirón pero que ha sido cancelada al exhibirse los trece episodios de su primera temporada. Estaba protagonizada por Mamie Gummer (que siempre arrastrará el sambenito de ser la hija de un talento como Meryl Streep y a quien ya vimos vestida de médico en las selvas de “Lejos de todo”), pero ni por ésas. El intento de recrear la vida de una nueva residente está ya muy visto, por mucho que sea un poco tímida y por mucho que se reencuentre a la vez, en el centro hospitalario, con un antiguo amor de la carrera y con su más que odiada compañera de instituto. Dura competencia, pues en “Anatomia de Grey” no tenemos una, sino media docena de residentes.

Tampoco se ha salvado de la debacle un experimento como “The Mob Doctor”, en la que mob-doctoruna cirujana del Roosevelt Medical Hospital de Chicago tiene que hacer horas extras trabajando por las noches para la mafia local. Todo ello para saldar las deudas contraídas con la organización por su queridísimo hermano. A medio camino entre “House” y “Los Soprano”, la serie no ha encandilado ni a los fans de la primera ni a los de la segunda, por lo que también ha sido cancelada tras su primera temporada que, como es preceptivo, se ha extendido 13 capítulos. Está visto que los espectadores no gustan de médicos pluriempleados y para asesinatos, persecuciones y traiciones, nos quedamos con el original, “Los Soprano” o “El Padrino”, pero nada de malas imitaciones.

MindyMejor fortuna ha tenido “The Mindy Project”, a quien la audiencia parece haber otorgado una nueva oportunidad en forma de segunda temporada. Aunque ya teníamos una ginecóloga en el elenco, Addison Montgomery (a quien descubrimos en “Anatomía de Grey” y luego emigró a “Sin cita previa”), eso no ha amedrentado a sus guionistas. Estos han ideado unas tramas, en tono de comedia, a partir de la vida real de la madre de su actriz protagonista, Mindy Kaling, quien da vida a una médico de todo menos políticamente correcta.

monday_morningsNo todo han sido frustraciones, pues el éxito parece sonreír a dos productos de factura clásica. Uno es “Monday Mornings”, sobre un equipo médico que se reúne todos los lunes, bajo la supervisión del jefe de cirugía, el doctor Harding Hooten (Alfred Molina), con la intención de repasar los errores y los aciertos profesionales cometidos durante la semana recién finalizada. El otro es un nuevo triunfo de la BBC (y nos tiene acostumbrados a muchos), la serie histórica “Llama a la comadrona”. En ella se narra el día a día de un grupo de comadronas del East End Llama a la comadrona llega este domingo a Telecinco | Televisiónlondinense en la década de 1950, según el libro de Jennifer Worth, profesora jubilada de piano, que entre 1953 y 1973 fue también comadrona en la Casa de San Ramón Nonato. La serie se apoya en una cuidada ambientación, la calidad de sus interpretaciones y un elaborado guión, donde se entrecruzan con mucha delicadeza el drama, la descripción social y la recreación histórica.

Estas no serán las últimas, ni mucho menos. Vendrán nuevos experimentos con o sin gaseosa, y la audiencias tendrán mucho que decir al respecto. Pero aviso a navegantes, nada como los clásicos, genuinos y con clase. “House” siempre será “House”.

(Por José Manuel Estrada. Bibliotecario y documentalista)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Difusión conocimiento y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a La sombra de House es alargada

  1. Sol dijo:

    Una de las más divertidas es “Scrubs” y aunque resulte increíble tiene mucho de verdad detrás.
    Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s